Asentamiento, (2012) Photograph on aluminum Edition 1 of 3 11 x 15 in. (27.9 x 38.1 cm.)

Asentamiento, (2012)
Photograph on aluminum
Edition 1 of 3
11 x 15 in. (27.9 x 38.1 cm.)

Provocativo y crudo, han sido las palabras que usualmente describen a Carlos Martiel, artista del performance Cubano-americano. Sus exploraciones de la naturaleza humana, las barreras sociales y las tradiciones culturales, han sido descritas como agresivos comentarios sobre la ética. Retomando temas como la censura o la persecución por razones culturales o políticas –especialmente de su país-, el artista ve el performance como una respuesta a la manera en que la sociedad y la historia han tratado a las minorías y los extranjeros. Para él, “La acción es un esfuerzo en el que se intersecta la tensión geomética-performativa, hacia el sufrimiento y un éxtasis mántrico de un cuerpo que solidifica su alteridad.” [1]

El artista utiliza su cuerpo como una contenedor para la expresión, colocándose él mismo en situaciones difíciles y estados de profundo dolor. Al despojarse de su ropa y autoflagelarse, Martiel humildemente ofrece su cuerpo como una declaración en contra de los prejuicios y el rechazo que él y su pueblo han tenido que enfrentar. Asentamiento, (2012) es el vestigio fotográfico del performance realizado por Martiel sobre la playa de Manta, Ecuador. En esa ubicación, el artista se adentró al mar y sostuvo una roca sobre sus hombros durante una hora.

En la obra de Martiel, el contexto de pertenencia y la conciencia de su propio cuerpo han sido presentados como el mutable resultado de procesos complejos de atribución. En Asentamiento, (2012), la desértica playa es casi tan inhóspita como el sentimiento del artista. En esta obra de arte, el artista transforma su cuerpo en parte del paisaje y su piel se convierte en una obra entendida a partir de signos específicos de pertenencia.

Martiel’s performance Ruins held at the Central Trak in Dallas.

Martiel’s performance Ruins held at the Central Trak in Dallas.

Ésta no es la primera vez en que el artista ha utilizado rocas en su trabajo. Durante su performance Ruins (2015), presentado en el Central Trak en Dallas, el artista se encontraba recostado desnudo en medio de la galería en posición fetal, mientras hombres Caucásicos lo cubrían con rocas hasta que su cuerpo se volvió invisible. Este performance fue un homenaje a todas las personas que perdieron su vida bajo condiciones inhumanas y crueles de injusticia, esclavismo e incivilidad. En su declaración, Martiel hace un llamado a los seis millones de africanos que fueron capturados por los conquistadores europeos y que fueron forzados hacia el esclavismo durante el siglo XVII.

Martiel nació en la Havana, donde sus talentos se hicieron presentes desde muy temprana edad. Mientras crecía, su madre tenía trabajos temporales, mientras que su padre fue policía y soldado en la milicia cubana, en donde ganó varias medallas por mérito patriótico. Martiel estudió arte por varios años y a los 18 años, empezó a experimentar con el performance. A partir de ese momento, Martiel sintió la necesidad de llevar acabo una serie de sacrificios internos utilizando como lienzo su cuerpo y retomando historias personales como punto de encuentro para su obra.

A pesar de los altos riesgos que constantemente conllevan los performance de Martiel, el artista declara que el reto de crear arte provocativo no puede negar el peligro que éste conlleva. “Existen momentos mientras estoy trabajando, en donde las cosas se salen de control y parecen resbalarse de mis manos. Mi obra nació de la injusticia, discriminación, represión, abuso, poder, y experiencias migratorias. Mi obra ofrece una crítica a todo esto.”[2]

Martiel se graduó de la Academia Nacional de Bellas Artes “San Alejandro”, en la Havana en 2009. Entre los años de 2008-2010, estudió en la Cátedra Arte de Conducta, dirigida por la artista Tania Bruguera. Las obras de Martiel han sido incluidas en: Havana Biennial (2009), Pontevedra Biennal (2010), Liverpool Biennial ( 2010), Biennial “La Otra”, Bogota ( 2013), International Performance Art Biennale, Houston (2014). El artista ha tenido exposiciones individuales en Contemporary Art Center “Wifredo Lam,” Havana (2012); Nitsch Museum, Naples (2013); Axeneo 7, Montreal (2013); Lux Gallery, Guatemala City (2013); y Steve Turner Contemporary, Los Angeles (2014). Entre los premios que ha recibido el artista, se pueden nombrar “CIFOS Grants & Commissions Program Award” en Miami, United States, 2014; “Arte Laguna” en Venice, Italy, 2013; “Close Up Award” en Vallarta, Mexico, 2012. Su obra ha sido exhibida en el Estonian Museum of Art and Design en Tallinn, Estonia; Museum of Modern Art of Buenos Aires en Argentina; Bellevue Museum of Arts, Washington; Robert Miller Gallery en New York, entre otros.


[1] Viola, Eugenio. “Carlos Martiel – Vanishing Point.” Museo Hermann Nitsch. 22 Mar. 2013. Web. 08 Apr. 2016. <http://www.museonitsch.org/en/events/carlos-martiel-vanishing-point>.

[2] Ibid.