La Colección Por Patrick Charpenel La ciudad de Arévalo es una localidad española situada al norte de la provincia de Ávila en la comunidad autónoma de Castilla y León. Fundada en 1090, esta localidad se ubica a 827 mts. de altitud y es bañada por los ríos Adaja y Arevalillo. La región, con una fuerte producción agrícola de cereales, está conectada con importantes ciudades como Madrid, Ávila, Medina del Campo, Valladolid, Segovia, Palencia y Salamanca. Con una población de 8’110 habitantes, Arévalo ha sido escenario de importantes sucesos que han dado vocación e identidad al pueblo español y que han permitido la integración de cristianos, judíos y musulmanes. Protegidos por sus murallas crecieron en Arévalo La Reina Isabel la católica y San Ignacio de Loyola, fundador de la orden jesuita. Por esta razón, en este lugar se fundó uno de los primeros colegios de jesuitas a finales del siglo XVI. El arte contemporáneo es uno de los vehículos más poderosos para dinamizar la reflexión entorno a la cultura del nuevo milenio. La producción de imágenes y situaciones artísticas propician diversas reacciones, dislocando las estructuras económicas y políticas de la contemporaneidad. Por ello, el desarrollo de esta disciplina consolida la identidad, a la vez que genera una crítica y un conocimiento sobre el mundo. El arte contemporáneo, es pues, un producto fundamental para vivir y conocer la cultura post-moderna. El espléndido colegio jesuita de Arévalo se encuentra actualmente en ruinas. Siendo un símbolo histórico de la educación, de la investigación y del progreso, merece mejor suerte. Por ello, es responsabilidad de las autoridades y de la sociedad civil rescatar el monumento y transformarlo en un centro cultural que refleje la historia y la energía de esta hermosa región. El joven coleccionista de arte Javier Lumbreras, originario de Arévalo, ha construido un acervo cultural que refleja el pasado y el presente de diversos lugares y culturas. Sin embargo, en años recientes se ha dado a la tarea de formar una colección de arte emergente apuntando hacia la definición de la sociedad del siglo XXI. Por esta razón eligió el Colegio Jesuita de Arévalo como casa de esta colección de arte y como proyecto museístico experimental. Con el ánimo de identificar rasgos aún no explorados del arte y la sociedad, este Museo apostatará por la investigación y por generar nuevas experiencias con los productos culturales de la nueva generación. En las últimas dos décadas España fue escenario de una importante inyección de infraestructura cultural en el ámbito de los museos y los proyectos de arte. Esto fue consecuencia de una importante transformación social y económica, tanto en el ámbito de Europa, como en el de los países ibéricos. Este esfuerzo debe consolidarse con la creación de conceptos novedosos que implementen la labor que ya realizan las instituciones culturales existentes. El Colegio de los Jesuitas de Arévalo y la colección de Javier Lumbreras, constituyen los cimientos de un proyecto que puede, no solo transformar la mecánica artística de España, sino además, de buena parte de Europa. Acondicionando un área de poco menos de 15,000 m², incluyendo 5,600 m² únicamente de espacio de exposición y equipando el recinto con una serie de instalaciones que alojarán una gran variedad de experiencias y programa envolvente. Inspirado por la riqueza cultural e histórica del lugar, así como de su bagaje educativo, este proyecto buscará desarrollar un programa que produzca un vínculo con la región: a)Programa Curatorial y Museístico dirigido por Patrick Charpenel; b) Programa Extendido compuesto por un centro de investigación de arte del siglo XXI, centro de restauración, residencias artísticas, conferencias y talleres; y c) Experiencia Extendida, la cual incluirá recorridos culturales y arquitectónicos, la interacción de las culturas Musulmana, Cristiana y Judía, así como de un ecosistema gastronómico y paseo público exterior.

[nggallery id=2]
[nggallery id=2]

Galería